Sin embargo no escuche absolutamente nada.Nada sobre nada.Solo mutismo, un punzante desplazandolo hacia el pelo terrible silencio.

Sin embargo no escuche absolutamente nada.Nada sobre nada.Solo mutismo, un punzante desplazandolo hacia el pelo terrible silencio. Fue por lo tanto cuando el temor morapio a visitarme. Las dudas me asaltaban carente cesar.El miedo corria vertiginosamente por mis venas. Hoy mi unica preocupacion era hacerle desaparecer, pero en mi estado me resultaba inalcanzable. Estaba alterado, […]